fbpx

Una visita preventiva al dentista para cuidar de tu salud oral puede salvarte la vida. Y es que un examen bucal puede registrar los primeros síntomas del VIH que, con unas 145.000 personas infectadas en España en la actualidad, continúa siendo uno de los grandes retos de la salud pública mundial.

Si bien la infección por VIH puede cursar de manera asintomática, en ocasiones sus primeras señales pueden aparecer en la boca y un diagnóstico temprano facilita la administración del tratamiento permitente, pudiente llegar a impedir que se desarrolle el Síndrome de la Inmunodeficiencia Adquirida (SIDA), que sufren entre 500 y 600 nuevos pacientes cada año.

            Muchas de las lesiones orales propias de una debilitación del sistema inmune, como las producidas por infecciones, candidiasis, gingivitis, boca seca, periodontitis, úlceras y llagas, pueden estar apuntando los primeros indicios de la infección por VIH, por lo que convienen que sean cuidadosamente examinadas por un especialista.  Generalmente, los problemas de salud oral relacionados con el VIH se pueden abordar con tratamientos específicos: las aftas, esas llagas rojas que pueden aparecer en cualquier lugar de nuestra boca, pueden ser tratadas con corticoesteroides en forma de enjuague bucal o píldoras. Lo mismo sucede con las úlceras, las verrugas o el blanco velloso, todas ellas deben tratarse de manera individualizada y específica pero, para ello, se hace imprescindible la consulta con el dentista.

Ahora puedes pedir cita en nuestra clínica dental de Madrid y disfrutar de una primera consulta sin coste, con la discreción, la confidencialidad y la máxima profesionalidad que caracteriza a nuestro equipo. Además, ponemos a disposición de todos nuestros pacientes un servicio de atención de urgencia 24 horas. Porque cuando se trata de tu salud, queremos ofrecerte la tranquilidad y la confianza de saber que estás en buenas manos.

También te interesará esto

Start typing and press Enter to search

Ortodoncia a los 50Blanqueamiento dental sin sensibilidad